La violencia doméstica y la comunidad LGBTQ en Hampton Roads


La violencia no discrimina, y Samaritan House tampoco. Ofrecemos servicios gratuitos y confidenciales a personas que han sido víctimas de violencia en nuestra región, sin importar su orientación sexual o expresión de género. Estamos orgullosos de ser un aliado y un recurso confiable para la comunidad LGBTQ.

La violencia de pareja íntima es retratada con mayor frecuencia en los medios de comunicación por parejas heterosexuales, comúnmente representadas como un agresor masculino y una víctima femenina. Esta narración no pinta una imagen completa de quién se ve afectado por la violencia doméstica, y los números revelan una realidad mucho más preocupante:

– 26% de hombres homosexuales, 37% de hombres bisexuales y 29% de hombres heterosexuales experimentan violación, violencia física y/o acoso por parte de una pareja íntima en algún momento de su vida.

– El 43,8% de mujeres lesbianas y el 61,1% de mujeres bisexuales han experimentado violación, violencia física y/o acoso por parte de una pareja íntima en algún momento de su vida, frente al 35% de mujeres heterosexuales.

– En un estudio de relaciones entre hombres del mismo sexo, solo 26% de hombres llamaron a la policía para pedir ayuda después de experimentar violencia casi letal.

– En 2012, menos de 5% de sobrevivientes LGBTQ de violencia de pareja buscaron órdenes de protección.

– Las víctimas transgénero tienen más probabilidades de experimentar violencia de pareja íntima en público, en comparación con aquellas que no se identifican como transgénero.

[Estadísticas cortesía: NCADV]

¿Qué es la violencia de pareja íntima (IPV)?

La violencia de pareja íntima (IPV, por sus siglas en inglés) es violencia o agresión que ocurre en una relación cercana. El término “pareja íntima” incluye cónyuges actuales y anteriores y parejas de novios. La IPV puede variar en frecuencia y gravedad y ocurre en un continuo, que va desde un episodio que puede o no tener un impacto duradero, hasta episodios crónicos y graves durante un período de años. IPV incluye cuatro tipos de comportamiento:

Violencia física es cuando una persona lastima o intenta lastimar a su pareja mediante golpes, patadas u otro tipo de fuerza física.

Violencia sexual es obligar o intentar obligar a una pareja a participar en un acto sexual, contacto sexual o un evento sexual no físico (p. ej., sexting) cuando la pareja no da o no puede dar su consentimiento.

acecho es un patrón de contacto y atención repetidos e indeseados por parte de una pareja que causa temor o preocupación por la propia seguridad o la seguridad de alguien cercano a la víctima.

agresión psicológica es el uso de la comunicación verbal y no verbal con la intención de dañar mental o emocionalmente a otra persona y/o ejercer control sobre otra persona.

¿Cuáles son algunos de los signos comunes de IPV que se observan en las relaciones LGBT?

Las personas LGBTQ pueden experimentar formas únicas de violencia de pareja íntima, así como barreras distintivas para buscar ayuda debido al miedo a la discriminación o al prejuicio.

Las experiencias previas de trauma, como la intimidación y los crímenes de odio, pueden hacer que las víctimas LGBTQ de violencia de pareja íntima sean menos propensas a buscar ayuda.

SU PAREJA:
• ¿Tirar cosas o volverse físicamente violento?
• ¿Controlar las finanzas o negarse a dejarlo trabajar?
• ¿Te culpa por el abuso?
• ¿Amenaza o lastima a mascotas, niños u otros seres queridos?
• ¿Cambiar las reglas y expectativas sin previo aviso?
• ¿Culpa de su comportamiento a estar borracho o drogado o lo presiona para que abuse de las drogas o el alcohol?
• ¿Decirte que nadie más te amará jamás?
• ¿Seguir sus movimientos, leer su correo electrónico, revisar su teléfono celular?
• ¿Te hace sentir culpable o te manipula? Di: “Si realmente me quisieras, lo harías…” o “así son todas las relaciones LGBTQ”.
• ¿Retiene o controla el acceso a los medicamentos (incluidos los que se usan para la depresión, la ansiedad, el VIH y las hormonas)?
• ¿Utiliza pronombres o nombres incorrectos para usted, dice que está enfermo o loco por ser transgénero?
• ¿Te presiona para que realices actos sexuales inseguros o degradantes?
• ¿Amenazar con revelar su orientación sexual?

Si su pareja actual o ex presenta alguno de los signos anteriores, o si se siente amenazado o inseguro en su relación, llame a la línea directa de crisis de 24 horas de Samaritan House al 757-430-2120 para hablar con nuestro equipo sobre los recursos disponibles para usted. Nuestros recursos son voluntarios y confidenciales.